Email

contacto@diemsa.com

Teléfono

(+52) 55 5545 5164

Medicina natural, valiosa opción para conservar la salud

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), esta práctica milenaria ha sido un recurso integral en 170 países

La gran mayoría de la población mexicana ha probado en alguna ocasión un té de manzanilla, hierbabuena o epazote de zorrillo para aliviar molestias estomacales. O bien, de bugambilia o gordolobo para calmar la tos, así como de tila y flor de azahar en caso de nerviosismo.

De acuerdo con un comunicado de la Secretaría de Salud, el 90% de la población ha consumido alguna de las 4,500 plantas medicinales de México al menos una vez en su vida. En este sentido, es pertinente resaltar que la OMS establece que la medicina natural es un recurso integral en 170 países, y en muchos de ellos forma parte de sus sistemas de salud.

A la medicina natural también se le llama tradicional, complementaria o integradora, y en México es reconocida abiertamente por las autoridades sanitarias como un conjunto de prácticas y medicamentos utilizados para prevenir, diagnosticar y eliminar una gran variedad de desequilibrios físicos, mentales y emocionales. Si quiere saber más al respecto, puede consultar https://www.farmacopea.org.mx/

Datos de interés

  • La OMS reconoce que la medicina natural tiene muchos beneficios y promueve su integración a los sistemas nacionales de salud, siempre y cuanto sus productos farmacéuticos cumplan las normas de calidad, seguridad y eficacia.
  • Esta opción terapéutica se ha convertido en un fenómeno mundial, ya que cada vez hay más gente que busca mantener o mejorar su salud con sustancias que no le generen efectos adversos en su organismo.
  • Las civilizaciones maya, inca y azteca nos heredaron estudios sobresalientes sobre las plantas medicinales y los tratamientos para atender un gran número de padecimientos.
  • La medicina natural está prosperando en las áreas más urbanizadas de México, prácticamente en todos los estratos sociales.
  • Puede combinarse con tratamientos médicos convencionales.

Muchos Estados Miembros de la OMS poseen un gran patrimonio de medicinas naturales que han integrado en sus sistemas nacionales de salud y prestación de servicios en diversos grados. De hecho, cerca del 40% de los fármacos actuales provienen de sustancias de origen natural y mucha gente no lo sabe. Un ejemplo emblemático es el del ácido acetilsalicílico, cuya formulación tuvo su origen en la corteza del árbol conocido como sauce blanco.

Referencias:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio